UN TRÁMITE

Por Gonzalo Grande (Corresponsal MZL en Buenos Aires). 

River Plate se impuso 3-0 a Deportivo Morón y avanzó por segundo año consecutivo a la final de la Copa Argentina 2017. Los de Marcelo Gallardo se repusieron tras la dura eliminación de la Copa Libertadores y la caída en el Superclásico. 

Los Millonarios tomaron el control del partido pasados los primeros minutos, cuando Morón se animó a lastimarlo y casi lo logra sino fuera por la pericia de Germán Lux. Desde los 20 los de Núñez hicieron de su ataque un monólogo y la ventaja llegó a través de Nacho Fernández, redimiéndose de su error ante Boca, a los 40 minutos de la etapa inicial. El ex Gimnasia de La Plata estaba apenas adelantado. Tres minutos después, Jonatan Maidana aumentó y definió el pleito con un tiempo de sobra. Ya en el complemento, Rafael Santos Borré puso el 3-0 y dejó una perlita: se fue festejando de cara a la tribuna de Morón, pensando que era la de su público. Los colores le jugaron una mala pasada... 

La victoria del campeón defensor de la Copa Argentina fue festejada por su futuro rival. Atlético Tucumán. Es que con el éxito de River anoche en Mendoza los tucumanos se aseguraron jugar la Copa Libertadores 2018, la segunda consecutiva. La gran final será el 6 de diciembre y todavía no tiene una sede definida. ¿Las posibilidades? El Malvinas Argentinas donde se disputó el encuentro de anoche, el Mario Alberto Kempes de Córdoba o el Estadio del Bicentenario en San Juan. 


Sin sufrir, River se metió en otra final de la Copa Argentina.